Me siento solo

Los seres humanos nos destacamos por ser seres sociales y por eso necesitamos de los otros para desarrollarnos como personas en todas nuestras capacidades. Justamente por esta condición, los sentimientos de soledad son obstáculos para alcanzar nuestra plenitud.


En algún momento todos nos hemos sentido solos. Pero estar solo no es lo mismo que sentirse solo. Es muy importante diferenciar lo que es “soledad” de “estar solo”. Estar solo es apartarse voluntariamente de las personas o las situaciones, volviéndose muchas veces un tiempo agradable e incluso necesario y productivo. Pero la soledad muchas veces es una condición que no se busca, que puede traer sentimientos negativos y que puede persistir a pesar de los mejores esfuerzos por revertirla.



La soledad es un sentimiento de vacío que se acompaña muchas veces por tristeza, aislamiento, desánimo, inquietud, ansiedad y un anhelo de ser aceptado, amado y necesitado por alguien. Muchas veces estos sentimientos llevan a mantener cualquier tipo de relación con tal de que esta alivie la soledad. Sucede también que personas que se sienten solitarias se creen inútiles, con poco valor, afectando así la autoestima y aislándose de todo y todos. El psicólogo Craig Ellison menciona tres tipos de soledad:


1) La soledad emocional que involucra la pérdida o falta de una relación íntima con alguien y que logra estabilizarse generando nuevas relaciones profundas con otras personas.


2) La soledad social que muestra un sentimiento de vacío a pesar de estar “rodeada de muchos”. La persona se siente que está por fuera de lo que ocurre y fuera de contexto, afectando directamente a la visión que tiene de sí mismo.


3) La soledad existencial hace referencia al aislamiento que se genera por la falta de propósito en la vida, por no tener metas o visiones a futuro, muchas veces como evidencia de una falta de fe.


Vivimos en una sociedad que, debido a los rápidos cambios sociales, el uso de la tecnología, la velocidad de la vida cotidiana y tantos otros factores conspiran contra las relaciones y los vínculos y generan sentimientos de soledad en muchos de nosotros.

Ten presente que has sido creado como un ser social, para vivir integrado a los demás, entregando en este colectivo, tus dones, capacidades, atributos, que son únicos e irrepetibles. No hay otro ser humano como tú en todo el mundo.


Encara cada día como una oportunidad nueva, que te desafíe frente a los demás y frente a ti mismo. Aprende a respetar tu dignidad y capacidades. Tú mismo tienes mucho más valor de lo que imaginas.


Extracto de artículo escrito por Lic. Gabriela Silveira / para Vivenciar.net


_____________________________________________________________________________

¡ENCUENTRA MÁS ORIENTACIÓN Y RECURSOS SOBRE ESTE TEMA!

Visita nuestro portal de orientación digital Vivenciar.net

https://www.vivenciar.net/es/conteudos/solidao/

_________________________________________________________________________

¡Conéctate con nuestro portal de orientación digital! Sólo descarga la App “Vivenciar.net” desde Google Play o App Store.

Cristo para Todas Las Naciones   /  Ciudad de Panamá  . Tel: (507) 260-3464  .  cptlnpanama@gmail.com    
Un ministerio de La Hora Luterana   /   2019  Todos los Derechos Reservados 
  • Instagram
  • Facebook
  • Twitter
  • Blog
  • Vimeo
  • YouTube
  • Issuu
  • SoundCloud